Carta a una amiga

Dime que estás muy bien y que sea cierto. Que hace un día precioso para ti y que respiras con gusto un aire vivo que te trae paz y ganas de correr y volar.

Dime, cuando puedas, que te encantas y tienes verdaderas ganas de guiñar un ojo a ese ser misterioso que pillas mirándote desde los espejos.

Que no tienes necesidad de decir nada que no sea sincero por cumplir, ni a mí ni a nadie, y que sabes que sabemos que como humanos somos un mono raro que se enreda solo, pero al que a veces basta un codazo para saberse querido, sin protocolos ni rollos.

Cuando puedas, si quieres. ¡Hasta pronto!

_MG_5970

Deja un comentario si lo deseas